Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
La Crónica de Guadalajara
La Crónica de Guadalajara
El Tiempo Guadalajara Búsqueda por palabras Búsqueda por etiquetas Suscripción   
La Crónica de Guadalajara
La Crónica de Guadalajara
La Crónica de Guadalajara
Lunes, 10 de agosto de 2020
   Crónicas tecnológicas  |  El paseante  |  Editorial  |  De mi cosecha  |  En pocas palabras  |  Otras opiniones  |  

Hacia la III República desde un accidente en la provincia de Soria

Mapa oficial, con Guadalajara incluida dentro de Castilla y León.
Actualizado 17 julio 2018 11:04. Primera publicación 17 julio 2018 10:56.
Comparte esta noticia en FacebookComparte esta noticia en TwitterAñadir a Linkedin+Compartir con Whatsapp ¿Algún error?Enviar por emailImprimir

 Temas relacionados
Una mujer de 46 años resultó herida a última hora del lunes, ya casi en la medianoche, tras ser arrollado su coche por un tren de mercancías en las inmediaciones de los túneles del trazado ferroviario que pasa por el municipio soriano de Arcos de Jalón.

Hasta ahí, el accidente. A partir de ahí, lo noticioso.

El 1-1-2 de Castilla y León avisó a la Guardia Civil (COS) de Soria, al servicio de seguridad del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (ADIF) y a Emergencias Sanitarias (Sacyl), que a su vez envió una UVI móvil, una ambulancia de soporte vital básico y personal facultativo de Atención Primaria del centro de salud de Arcos de Jalón, además de solicitar, por proximidad, la colaboración del Servicio de Emergencias de Castilla-La Mancha, que mandó por su parte una UVI móvil del SESCAM. Además, se activó el centro coordinador de emergencias de la Agencia de Protección Civil por el tipo de incidente para realizar el seguimiento. Más tarde, y a petición del personal sanitario, se pasó aviso a los Bomberos de Soria -que movilizaron personal de Almazán- para apoyar en las tareas de auxilio y en la recuperación del turismo accidentado. Un poco más y también tendrían que haber invitado a la Comunidad de Aragón al baile.

Días pasados, hubo cachondeo generalizado en Twitter al saberse que el Ministerio de Agricultura del actual Gobierno de Pedro Sánchez había incorporado a Guadalajara a Castilla y León. Lo hacían en una infografía muy requetebonita y luego tuvieron que pedir perdón, por el error. Ojalá no hubiéramos llegado a este sindiós autonómico que nos asola y nos desbarata. Tras cuatro décadas no parece tan extraño que, con tanto darle a la batidora, los haya que no sepan ni dónde están ni dónde estamos los demás.

Los de Guadalajara, norteños como nos afirmanos cada día dentro de Castilla-La Mancha, tan íntimos vecinos de Madrid como además resultamos ser, tenemos muy claro desde hace tiempo que para ser rescatado en algunos puntos de la provincia hay que contar, además de con la eficacia de la Guardia Civil, con que la suerte ayude pues te pueden socorrer desde Madrid o desde Segovia o incluso desde Cuenca, que es donde tiene su base el helicóptero de emergencias del SESCAM adscrito a esta provincia... que no tiene ninguno.

Y, a pesar de todo, aquí estamos, en pie, para seguir dando guerra.

Castilla, como paradigma de España, es la prueba palpable de que a resistencia hay pocos pueblos que nos ganen, ni en el pasado ni en el tiempo presente. Soportamos a los Austrias con sus líos de familia y luego a los Borbones con sus líos de bragueta y esas cabezas no siempre bien amuebladas, con Fernando VII como cima de lo más abyecto. Fundimos y nos fundimos el oro de América a mayor gloria de los banqueros europeos del siglo XVI y XVII del mismo modo que hoy ya anhelamos el día en que volvamos a empeñarnos hasta las cejas, para mayor gloria de los banqueros actuales. Y de remate, tenemos tal hojarasca legal, administrativa, burocrática y política de regioncita en regioncita que uno hasta sopesaría la opción de convertirse en republicano catalán si no lo tuviera vetado por su origen y, sobre todo, si esos señores no fueran tan antipáticos hasta con los propios.

En pocas palabras: ahora que vamos de cabeza hacia la III República, vayan haciendo apuestas los ciudadanos y propuestas los políticos. Si alguno se anima a quitar al Rey sin poner un presidente de la República que no sea distinto al propio presidente del Gobierno; si con eso suprimimos el Senado y dejamos sólo el Congreso, si acabamos con las comunidades autónomas y dejamos una sola España y si todo esto se hace sin pegar un solo tiro por las calles y sin que nos arruinen todavía un poco más en el proceso, cuenten con mi apoyo de ciudadano expectante.

Con mis impuestos ya cuentan y, además, sin darme gusto...


¿Te ha gustado este artículo? Coméntaselo a tus amigos y conocidos:
La Crónica te aconseja...
Otros artículos de En pocas palabras
Lo que no debes perderte en Guadalajara...

Controlado por:   /  Quienes Somos  /  Publicidad  /  Contactar  /  Privacidad  /  Cookies  /    RSS  /  Agrupación de Medios Digitales